Alianza para que Amazon no acabe con el canal de distribución físico y tradicional

 La gran distribución levanta ahora la bandera de la "igualdad de oportunidades". Por boca del Presidente de El Corte Inglés exige en el foro de Davos una regulación específica que equipare la libertad de horarios o los impuestos. Pide para sus grandes empresas "tradicionales" una regulación y fiscalidad que los proteja, se sienten amenazados por los grandes operadores del comercio electrónico encarnada en la figura del gigante de la distribución on-line, Amazon (segunda empresa estadounidense por valor de mercado, tras Apple).

Desde COPYME (Confederación General de las Pequeñas y Medianas Empresas del Estado Español) compartimos ese análisis y damos la bienvenida a los que ahora toman partido por regular y marcar unas reglas de juego que permita la supervivencia de todos los operadores que intervienen en la distribución comercial: grandes, medianos y pequeños. Si bien, los que ahora se sienten amenazdos por AmazonBusiness se han servido de un sinfín de regulaciones favorables para engullir por todas las vías al comercio de proximidad.

Desde COPYME invitamos a los grandes distribuidores españoles a unir esfuerzos ante lo que ya es una amenaza real y creciente. Tanto ellos como nosotros somos víctimas de un mercado desregulado donde los gigantes tecnológicos expanden una suerte de ley de la selva, en caso contrario, tanto ellos como nosotros iremos perdiendo cuota de mercada y capacidad para crear empresa y empleo.